Puente De Paz / 18 December, 2015

A qué llamamos Iluminación

La iluminación es lo que construye una vida sólida y segura, pues por medio de ella es que se vence la oscuridad. Iluminación individual significa vencer la propia negatividad  para adquirir la verdadera felicidad ahora.

Cuando vencemos la propia negatividad,  la vida se torna segura. Por eso, la iluminación no puede esperar para después. Es necesario manifestarla ahora.

Nichiren Daishonin demostró que creer que la iluminación es un proceso largo y demorado no estaba acorde con las enseñanzas del Sutra del Loto. Por esa razón, basado en este Sutra, él reveló la práctica para conquistar la iluminación en el presente.

Sobre esto el presidente Ikeda explica: “En el Budismo Nichiren, el estado de budeidad no simboliza un ser divino que irradia luz. Más bien es la transformación profunda de nuestro propio ser.  Esta propuesta revolucionaria sobre la iluminación modificó la forma como se veía la práctica budista tradicionalmente”.

Se trata de una lucha interna constante, que tiene lugar cada momento entre dos tendencias opuestas: para revelar nuestra naturaleza inherente iluminada, o dejar que nuestra ilusión y la oscuridad fundamental nos gobiernen. Este compromiso implacable por mejorar nuestra vida es la esencia de la práctica budista.

Referencia: Tercera Civilización, febrero, 2015, pág. 26

 

X